En Micronela apostamos por los sistemas físicos para el tratamiento de la legionela.

 

Los equipos que comercializamos, Legiopack y Sanipack se fabrican sobre plataforma o bien dentro de una carcasa para poder ser instalados en sala de caldera o cubierta según conveniencia del cliente.

 

Utilizan un sistema de pasteurización para acabar con la legionella en los circuitos de agua caliente sanitaria, diferente e innovador.

 

Son multiples las ventajas que aportamos a nivel de salud pública y medioambiental. Garantizamos la eficacia de su funcionamiento,  siempre y cuando el equipo trabaje bajo unos parámetros adecuados y se instale en una red de distribución equilibrada.

 

Con respecto a cuestiones técnicas es un sistema alternativo al uso de los biocidas y muy eficiente energéticamente hablando por su ahorro de energía y agua.

 

Estos sistemas físicos pueden ser el único método adoptado de control de la legionella en una instalación.

 

Son fáciles de instalar, usar y mantener, tres puntos importantes a tener en consideración por ingenieros, instaladores y mantenedores. Y claro está por el usuario final que hace la inversion del equipo.

 

Disponemos de estudios de rentabilidad para demostrar que en relación a su calidad/seguridad versus precio, nuestros equipos no son costosos y además son rapidamente amortizables.

 

Frente a la legionela es necesario desplegar todas las medidas a nuestro alcance para su control y eliminación, nuestros equipos Legiopack y Sanipack son la mejor opción en su instalación de ACS.